Valgañón es Folk

Valgañón es Folk

El festival de música tradicional que organizamos ha conseguido consolidarse como uno de los referentes de la región, y muestra de ello es la repercusión nacional e internacional de los artistas que nos han visitado durante estos años.

Para este decimocuarto festival hemos hecho alguna variación que esperamos que os guste.

Este año empezamos con una interesante mesa redonda. Folk, Cultura del Pueblo pretende hacer una reflexión sobre el trabajo de mantenimiento, recuperación y puesta valor de nuestras tradiciones y costumbres. 
Para ello contaremos con Carlos Muntión, director de la revista Piedra de Rayo, que es el referente de este tipo de publicaciones en La Rioja.
Desde la Asociación Espiral Folk también nos acompañaran Helena Ortiz y Javier Asensio, cuyo extenso conocimiento del Folklore riojano nos ayudara a entender la necesidad de preservarlo ya que con este objetivo también mantienen el proyecto Riojarchivo.com

The Derty Gerties
Aunque vengan desde Logroño, este grupo es capaz de trasladarte al mejor ambiente de un pub irlandés. La suma de músicos irlandeses y riojanos da como resultado música celta-rock de diferentes orígenes pero siempre con su propio toque ‘gerty’.
Los irlandeses Conn Bux y Rob cantan y tocan las guitarras y, por otra, los riojanos Francisco José Larrea (‘Larry’), Palo, Serxu, Andrés y Josele tocan el violín, la flauta, el bajo y la batería.
Serán los encargados de animar el vermú tras el chupinazo y chapuzón en el pilón, pero estamos seguros de que sus irresistibles ritmos contagiosos harán que todos disfrutemos.

Los Drunken Cowboys
Serán los encargados de cerrar el festival, y para ello queremos que durante el domingo Valgañón se traslade el Salvaje Oeste. La banda desplegara todo su potencial con su gira Bebí por encima de mis posibilidades On Tour.
Los Drunken Cowboys empezaron a cabalgar en el año 2009 por tierras aragonesas a ritmo de lo que ellos mismos denominan Western Etílico. Una mezcla de las raíces más profundas de la música americana montañesa con ciertas reminiscencias irlandesas.
Sus canciones cuentan las historias de las barras más oscuras del western donde la vida de un hombre valía lo mismo que un trago de Whisky barato. Su música mezcla instrumentos más tradicionales como el banjo, la armónica o el violín con instrumentos eléctricos del rock como el bajo, la batería o la guitarra; instrumentos más folk como la gaita aragonesa, la dulzaina o la flauta, así como algún que otro escupefuegos. Disparos, botellas rotas y partidas de póker resurgen con ritmos endiablados que incitan a bailar sobre una pierna con una jarra en cada mano.


También estamos orgullosos de todos los que nos han acompañado en ediciones anteriores y que han hecho crecer a nuestro pequeño festival.

Puedes consultar todos los artistas que han visitado nuestro pueblo en ediciones anteriores en esta página.